Francisco llega a Cuba / Celebra deshielo con EU y objeta invitados a su visita / “Cristo Vive” Coreaban cubanos

diario19.com / Agencias

 

La Habana. Francisco llegó este sábado en la tarde a La Habana para iniciar una gira a Cuba y Estados Unidos, tras haber tenido un papel clave en la reconciliación entre estos dos viejos enemigos de la Guerra Fría, observó un periodista.

El avión del Jefe católico aterrizó a las 15:50 horas, tiempo local (19:50 horas GMT) en el aeropuerto José Martí, y fue recibido al pie de la escalerilla por el presidente Raúl Castro y el arzobispo de La Habana, cardenal Jaime Ortega, a quienes saludó con sendos abrazos.

A continuación unos niños cubanos le entregaron un ramo de flores y el papa dialogó brevemente con ellos, mientras cientos de cubanos lo vitoreaban desde las terrazas del aeropuerto.

“Cristo vive, Cristo vive”, coreaba la muchedumbre.

A continuación una banda militar tocó La Bayamesa, el himno nacional de Cuba, mientras se disparaba una salva en honor a Francisco, el tercer papa que visita la isla.

“Santidad (…), nos sentimos muy honrados con su visita”, dijo Raúl Castro en un discurso de bienvenida, en una ceremonia en la que estaban presentes varios miembros de la cúpula gobernante cubana.

En su vuelo de 12 horas desde Roma a La Habana, el papa dijo a los periodistas que “el mundo tiene sed de paz” y llamó a “construir cada uno pequeños puentes para edificar el gran puente de la paz”. El papa inició esta gira de ocho días, la más larga de su pontificado, con una visita de tres días a Cuba donde irá al encuentro del pueblo cubano y se reunirá con los dirigentes de la isla en La Habana.

El martes el papa seguirá viaje a Estados Unidos.

El presidente cubano, Raúl Castro, agradeció la mediación del Papa Francisco para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre la isla y Estados Unidos, que superaron este año medio siglo de hostilidades.

Además, Castro, dándole la bienvenida al Sumo Pontífice en su llegada a la isla de gobierno comunista, insistió en el levantamiento del embargo que Estados Unidos aplica sobre Cuba y al que La Habana responsabiliza por gran parte de sus males económicos.

 

Deshielo entre Cuba y EU “nos llena de esperanza”: Papa Francisco

 

Francisco elogió este sábado en Cuba el histórico acercamiento entre la isla y Estados Unidos, un proceso en el cual él mismo es visto como un mediador clave.

“Desde hace varios meses, estamos siendo testigos de un acontecimiento que nos llena de esperanza: el proceso de normalización de las relaciones entre dos pueblos, tras años de distanciamiento”, dijo Francisco al pronunciar sus primeras palabras en Cuba.

“Es un signo de la victoria de la cultura del encuentro, del diálogo”, agregó el papa. “Animo a los responsables políticos a continuar avanzando por este camino y a desarrollar todas sus potencialidades”.

Cuba y Estados Unidos retomaron sus relaciones diplomáticas el 20 de julio, tras más de medio siglo de ruptura y hostilidades ideológicas.

Francisco escribió sendas cartas a los presidentes de Estados Unidos y Cuba, Barack Obama y Raúl Castro, durante las negociaciones secretas que condujeron al histórico deshielo bilateral. Al hacer el anuncio en diciembre de 2014, ambos mandatarios agradecieron explícitamente al pontífice argentino su mediación.

La visita pastoral del papa genera también grandes expectativas políticas, ya que Francisco hará un recorrido simbólico de un país a otro en la que es su primera visita a ambas naciones.

El papa estará hasta el martes 22 en Cuba y viajará desde ahí a Estados Unidos, donde pasará seis días hasta el próximo domingo.

“Geográficamente, Cuba es un archipiélago que mira hacia todos los caminos, con un valor extraordinario como ‘llave’ entre el norte y el sur, entre el este y el oeste”, dijo también el papa en el aeropuerto, donde fue recibido por el presidente Raúl Castro.

“Su vocación natural es ser punto de encuentro para que todos los pueblos se reúnan en amistad”, agregó.

Antes, el primer pontífice latinoamericano había recordado también las visitas que hicieron a la isla Juan Pablo II y Benedicto XVI en 1998 y 2012, respectivamente.

“La providencia me permite llegar hoy a esta querida nación, siguiendo las huellas indelebles del camino abierto por los inolvidables viajes apostólicos que realizaron a esta isla mis dos predecesores”, dijo Francisco.

“Sé que su recuerdo suscita gratitud y cariño en el pueblo y las autoridades de Cuba”, agregó.

“Hoy renovamos estos lazos de cooperación y amistad para que la Iglesia siga acompañando y alentando al pueblo cubano en sus esperanzas y en sus preocupaciones, con libertad y con los medios y espacios necesarios”, aseguró.

Jorge Bergoglio oficiará mañana domingo una misa en la emblemática Plaza de la Revolución de La Habana, tal y como hicieron sus predecesores. El evento para el que se espera a decenas de miles de asistentes es su principal acto de masas en la isla.

Además de Raúl Castro, al acto asistirá la presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, invitada especialmente para la ocasión

 

Objeta Vaticano invitados en la visita de Francisco

 

Las diferencias entre El Vaticano y la Casa Blanca sobre posturas dogmáticas de la Iglesia católica quedaron expuestas antes que el Papa Francisco llegue a Estados Unidos para su visita, reveló este sábado el diario The Wall Street Journal.

El Vaticano ha objetado la lista de invitados para darle la bienvenida al pontífice en la Casa Blanca, entre quienes figuran un activista transgénero, un primer obispo abiertamente homosexual y una monja que ha criticado a la Santa Sede por su silencio en temas como el aborto y la eutanasia.

De acuerdo con un alto funcionario de El Vaticano, la Santa Sede teme que cualquier foto del Papa con algunos de estos invitados pueda ser interpretada como un respaldo de sus actividades, indicó el diario.

Un día después de su arribo el próximo martes, Francisco será recibido por Obama con honores de jefe de Estado en la Casa Blanca, donde el mandatario y el pontífice sostendrán un encuentro privado.

El diario señaló que las tensiones a partir de esa lista han ejemplificado las preocupaciones de algunos católicos conservadores de que la Casa Blanca va a utilizar para minimizar sus diferencias con líderes de la iglesia sobre temas como el matrimonio entre persona del mismo sexo y anticonceptivos.

La Casa Blanca manejó con reserva la lista de estos invitados y cuando el vocero presidencial, Josh Earnest, fue cuestionado al respecto, el jueves pasado , desestimó lo reportes de prensa que revelaron inicialmente la inclusión de dichos invitados.

“Yo les advertiría no sacar muchas conclusiones sobre uno, dos o quizá tres personas en la lista de invitados porque habrá 15 mil personas más ahí”, dijo aludiendo a la concurrencia que se estima estará en el jardín sur de la residencia presidencial para la ceremonia del miércoles.

Los invitados fueron identificados como la hermana Simone Campbell, directora ejecutiva de Network, descrita como una agrupación de cabildeo para la justicia social.

Los otros dos son el obispo Gene Robinson, el primer obispo abiertamente homosexual de la Iglesia Episcopal, y Mateo Williamson, ex director de la agrupación Dignity USA, conformada para católicos miembros de la comunidad LGBTI (Lesbianas, Gay, Bisexuales, Transexuales e Intersexuales).